Cuidar la cicatriz de la cesárea

10 Ago, 2020

Ecosweet Baby

Cuidar la cicatriz de la cesárea

Si tu bebé llegó al mundo mediante una cesárea o estás próxima a tener un parto por esta vía, hay algunos datos importantes que debes conocer sobre cómo cuidar la cicatriz de la cesárea, calmar posibles dolores y qué movimientos o posturas evitar. Si tienes dudas con respecto a este tema, esperamos ayudarte a aclarar el panorama con algunos consejos y recomendaciones.  

Ten en cuenta que se trata de una intervención quirúrgica a nivel abdominal que debilitará los músculos del área, por lo tanto, mientras transcurren las primeras semanas no debemos hacer ningún tipo de esfuerzo que impacte de manera muy exigente en nuestro abdomen.

Los primeros días de la llegada del bebé pueden ser un poco demandantes, no habrá problema en que cargues al recién nacido, pero el resto de las tareas del hogar deberán esperar. Solicita ayuda para este tipo de actividades, sobre todo, si requiere que levantes objetos pesados. Si tienes otros niños en casa es mejor que no los cargues hasta haber sanado la cicatriz de la cesárea. Manejar el auto, así como usar muy pronto las escaleras, son acciones que deberías posponer.

¿Cómo limpiar la cicatriz de la cesárea?

Lavar con agua y jabón

Inmediatamente después de la cesárea, mientras te encuentre todavía en el hospital, los doctores colocarán un apósito sobre la herida y seguramente se encargarán de vigilar que, durante las primeras horas o los primeros días, todo marche en orden.

Es importante que no haya hemorragia ni señales de infección. Luego, lo más seguro es que recibas indicaciones sobre cómo cuidar la cicatriz de la cesárea por parte de tu médico, pero si en casa surgen dudas, a continuación te dejamos algunas recomendaciones esenciales para que no tengas ninguna complicación al momento de realizar los cuidados de la cicatriz.

Lavar con agua y jabón

Lo fundamental sobre la limpieza de la cicatriz de la cesárea es que no necesita cuidados excesivos ni especiales. Lo más recomendable es que mantengas el área limpia empleando agua y jabón. Usar implementos como esponja no es la mejor idea pues se podría quedar enganchada en los puntos o grapas, lo mejor es usar la mano. Para secar la herida puedes utilizar una gasa estéril sin hacer demasiada fuerza ni arrastrarla sobre la cicatriz. Después de que remueven el apósito que usaron en el hospital, no sería conveniente, ni necesario, que tapes la cicatriz nuevamente.   

¿Cómo limpiar la cicatriz de la cesárea?

Soluciones antisépticas sin yodo

Algunos médicos recomiendan  después del baño aplicar una solución antiséptica sobre la herida. Aunque no sea estrictamente necesario, puede ayudarte a prevenir una posible infección. Lo más importante sobre este dato es que no uses ningún tipo de antiséptico que contenga yodo entre sus componentes porque esta sustancia podría llegar al bebé a través de lactancia y, además, tiende a hacer más complicado retirar las grapas porque sus componentes la fijan a la piel. En cambio, podrías utilizar una solución como la clorhexidina.

Mantener la cicatriz hidratada

Luego de que se retiren lo puntos de la cicatriz, aproximadamente unos diez días después del alumbramiento, continuará la cicatrización de manera progresiva. Es natural que hasta que no esté curada del todo presentes picazón, tirantez o adormecimiento de la piel en esa zona, por ello, es muy importante que durante este proceso mantengas la cicatriz de la cesárea muy bien hidratada.

La hidratación será vital para disminuir la inflamación en la zona, te ayudará a que la cicatriz de la cesárea no se oscurezca demasiado, tendrás una mejor textura y, lo más importante, disminuirá la posibilidad de que aparezcan queloides.

Masajea la cicatriz de la cesárea

Masajea la cicatriz de la cesárea

A medida que vaya reduciendo el dolor en el área y que ya se hayan retirado las grapas, hacer masajes en la zona de la cicatriz de la cesárea puede ser muy beneficioso. Está comprobado que masajear suavemente puede lograr reducir el volumen de la cicatriz y que poco a poco se vaya disimulando. Puedes hacerlos tu misma dando pellizcos delicados sobre la piel.

Uso de analgésicos

Durante el embarazo el útero aumenta considerablemente su tamaño y una vez que ocurre  el parto empezará a contraerse hasta llegar a su estado natural. Este proceso puede generar algunas molestias en la zona que, dependiendo del caso, pueden ser poco tolerables, sobre todo cuando se llevó a cabo una cesárea debido a que el útero queda mucho más sensible por la cirugía.

Para calmar estos dolores es posible tomar analgésicos o antinflamatorios según lo recete tu médico de confianza. Es muy importante que cualquier medicamento que ingieras durante y meses después del embarazo sea bajo supervisión médica. Ante cualquier dolor intenso lo mejor es recibir asistencia médica y así evitar complicaciones.

Artículos Relacionados

Lo que debes saber sobre la ecografía 5D

Lo que debes saber sobre la ecografía 5D

La ecografía es uno de los estudios más importantes durante el embarazo porque permite hacer seguimiento al desarrollo del feto, detectar malformaciones o riesgos que se puedan atender. Los avances tecnológicos en los ultrasonidos como la ecografía 5D han mejorado...

Tipos de parto

Tipos de parto

Aunque se piensa que naturalmente hay una sola forma de traer un bebé al mundo, la realidad es que gracias a avances médicos ahora existen diferentes tipos de parto que pueden ayudar a las mujeres embarazadas a dar a luz de la manera que más apropiada para su cuerpo y...

Las ventajas que ofrecen las ecografías

Las ventajas que ofrecen las ecografías

La ecografía es uno de los estudios que más se realizan durante el embarazo, ya que permiten al especialista evaluar el desarrollo del feto, chequear sus latidos y vigilar que todo marche en orden. Son múltiples las ventajas que ofrecen las ecografías, por ello, cada...